Congresistas solicitan más recursos para atender la salud mental de las mujeres en pandemia

Actualidad Congreso de la República Senado

En debate de control político, convocado por la Comisión Legal para la Equidad de la Mujer, se analizó la problemática de la salud mental de las colombianas en tiempos de la pandemia.

En su intervención la presidenta de la Comisión Nora García Burgos (Partido Conservador), manifestó que la pandemia ha agudizado la situación de vida de los colombianos, el cierre de empresas, la pérdida de empleos, la adaptación a la virtualidad, el aumento de la violencia intrafamiliar y de género, “desde esta comisión trabajamos en pro de una vida sana para las mujeres”.

La congresista agregó que debido a la pandemia se aumentó los casos de afectaciones en la salud mental en las mujeres, “esto nos lleva a que tenemos que crear más política públicas y atender la salud de las mujeres, ellas son el pilar de las familias, están a cargo del cuidado del hogar, el no atender esta situación enfrentaremos enormes costos sociales”.

Así mismo señaló que la crisis generada por el virus se debe atender de manera integral, no solo como una preocupación económica, sino, como una recuperación mental y espiritual”.

Una de las citantes, representante Norma Hurtado Sánchez, señaló que han aumentado las cifras según la encuesta nacional salud mental del 2015 los trastornos mentales han aumentado a 10, 25 por ciento en 2017. Indicó que de una de cada diez personas presenta trastorno mental y el costo económico es 12 mil millones de días de incapacidad.

La congresista sostuvo que otra de las causas de las enfermedades que afectan la salud mental de las mujeres, es la violencia sexual, que se han reportado 23 mil casos, el 51 por ciento en niñas y el 85.53 por ciento de este tipo de violencia es contra mujeres y el 48 por ciento han sido ocasionado por familiares. La congresista agregó que, en cuanto a la violencia intrafamiliar, durante el 2020, se han reportado 75.900 casos, de los cuales el 48 por ciento contra mujeres adultas, se ha producido en Bogotá, Antioquia y Valle del Cauca.

Refiriéndose a la violencia psicológica señaló, que se han registrado 6.638 casos violencia contra mujeres, de los cuales el 54 por ciento han sido causados por sus ex parejas. “El presupuesto para la salud mental es insuficiente, se requiere de más recursos públicos en salud mental.” De igual manera mencionó que según el CONPES 3992 de abril de 2020 que adopta la estrategia de salud mental en Colombia, algunos determinantes sociales como la pobreza, la desigualdad de ingresos y discriminación de género aumentan la probabilidad de presentar problemas y trastornos mentales

De la misma manera la representante Magaly Matiz, otra de las citantes al debate, dijo que, según el DANE, las mujeres han sido las más afectadas, 40 por ciento de ellas están cansadas, preocupadas 24 por ciento y el 18 por ciento presentan dolores de cabeza. Dijo que los gobiernos no están preparados para atender los problemas de salud pública.

Matiz indicó que los factores, que afectan la salud mental de las mujeres, es la violencia intrafamiliar en la pandemia, la mujer tiene el compromiso de su trabajo y la labor de la casa y el desempleo, ha causado impacto directo en la salud mental de las mujeres, los medios de comunicación.

Informó que entre enero y noviembre de 2020, se han registrado en la línea 155 de la consejería unas 29 mil llamadas y el 75 por ciento fueron para denunciar violencia familiar, especialmente en Bogotá Antioquia, Valle del Cauca Atlántico, línea donde se atiende a las mujeres en prevención atención psicológica en salud mental.

“Se deben implementar canales de atención de manera oportuna, estos casos merecen una atención inmediata”, dijo la congresista. Manifestó que la sobre carga doméstica no remunerada y el teletrabajo que han tenido las mujeres en los hogares durante la pandemia ha generado un incremento en los problemas de salud mental. “ellas han tenido que encargarse de la educación, entrenamiento de los hijos, cuidado de los adultos mayores, todo esto les afecta la salud física y mental”.

Expresó que la tasa desocupación durante la pandemia, en las mujeres es del 22.6por ciento y el desempleo aumentó en un 9 por ciento. “Es necesario que el Ministerio del trabajo diseñe una política para la disminución del desempleo, con programas de reactivación economía con hechos reales. El Estado debe entrar apoyar a las comunidades, en espéciala las mujeres”.

La congresista dijo que hay un desconocimiento de las rutas de atención, que se debe hacer un seguimiento a los programas de acciones, prevención y promoción. Al igual que a la ejecución de los recursos y a las personas con tratamiento de salud mental. “Hay que tomar acciones inmediatas en la salud mental, esta va cada vez más en aumento, esta debe ser una corresponsabilidad entre el Estado, la sociedad y la familia”

 Intervenciones de los especialistas

Entre tanto, María Fernanda Burgos directora del hospital psiquiátrico del Valle del Cauca dijo que desde el inicio de la pandemia se ha encargado en tomar acciones, inmediatas, estratégica, promoción y preventivas, con un modelo de atención que tiene como objetivo velar por el cumplimiento de los derechos humanos y favoreciendo la participación social empoderando a las mujeres en la toma de decisiones. Y apoyamos a las mujeres víctimas de violencia en todos los aspectos.

Así mismo Alexander Moscoso viceministro de Salud, señaló que, para esa cartera la salud mental es una prioridad pública, “la salud es un determinante para el logro de los objetivos de desarrollo sostenible y fundamental para el capital social. Enfermedades como la depresión, que se presenta dos veces más en mujeres que hombres”. Indicó que mujeres en Colombia presentan riesgos diferenciales para su salud mental, la carga de cuidado, la brecha salarial y acceso al empleo y mayor exposición a la violencia. Para el ministerio se ha convertido una prioridad este tema”.

Igualmente, el ministro del Deporte, Ernesto Lucena, señaló que con equidad de género enfocan los diferentes programas que desarrollan, y además de brindar apoyos a los diferentes municipios y departamentos para el ejercicio de las actividades deportivas, y de la mano del ministerio de salud se ha trabajado en programas que mediante el deporte se traten enfermedades como depresión y malestares psicológico.

La viceministra de Trabajo, Ligia Chaves, exaltó la creación de espacios para tratar las temáticas relacionadas con la equidad de la mujer. “El ministerio de trabajo mediante el proyecto QUIPARES, trabaja con la Alta Consejería para atender las diferentes situaciones que se han presentado por la emergencia sanitaria por el Covid.19 y en lo relacionado con el enfoque de género”.

Al finalizar, la presidenta de la comisión Nora García, agradeció a todos los participantes al debate de control político sobre los problemas de salud mental de las mujeres generados en pandemia y dijo “Este es un llamado, para que se abran más espacios y así visibilizar el estado de salud mental de las colombianas. Necesitamos que nuestras mujeres vuelvan a estar felices y tranquilas”.

Tomado del Senado

Comparte este contenido en tus redes sociales