Corte Constitucional legaliza el suicidio médicamente asistido

Actualidad MinSalud

A través de un fallo histórico, la Corte Constitucional legalizó el Suicidio Médicamente Asistido como un procedimiento permitido para tener una muerte digna en Colombia, con seis votos a favor y tres en contra.


Este procedimiento se refiere a que cada persona puede decidir sobre su muerte de forma abierta y sin penalización alguna. La práctica es realizada por el mismo paciente, pero con un concepto previo por parte médica, allí está la diferencia con la eutanasia, la cual es realizada por un personal médico.

El procedimiento es avalado bajo los siguientes requisitos: cuando el paciente esté diagnosticado con una lesión corporal o una enfermedad grave e incurable, cuando padezca de intensos dolores físicos o psíquicos por cuenta de ello que sean incompatibles con su idea de vida digna, cuando manifieste expresamente su intención y la asistencia la preste un médico.

Esta determinación de la Corte, fue presentada tras el estudio de una demanda presentada por Camila Jaramillo Salazar y Lucas Correa Montoya, ambos miembros del Laboratorio de Derechos Económicos, Sociales y Culturales -DescLAB-, contra el inciso segundo del artículo 107 del Código Penal, el cual castiga la inducción al suicidio otorgando penas carcelarias de entre 16 y 36 meses a quienes guíen a una persona hacia el suicidio con el fin de terminar con intenso sufrimiento producto de enfermedades graves o incurables.

La demanda explico que, “Algunas personas pueden preferir la eutanasia, unas veces porque no pueden causar su propia muerte y otras veces porque no quieren. En otros casos, las personas prefieren poner ellas mismas fin a sus vidas (suicidio médicamente asistido) y al hacerlo buscan tener la ayuda necesaria para lograrlo de forma segura, acompañada y protegida”, añadiendo que la legalización del SMA lo vuelve un acto transparente y seguro.

Asimismo, el tribunal aseguró que el asistir al paciente en su proceso de morir dignamente no se establece como un delito y que por el contrario es un proceso amparado por la Constitución.

La ponencia presentada por el magistrado Antonio José Lizarazo, terminó en una votación 6 -3. A favor votaron los magistrados Antonio José Lizarazo, Alejandro Linares, Natalia Ángel Cabo, Gloria Stella Ortiz, José Fernando Reyes y Diana Fajardo. Y en contra Jorge Enrique Ibáñez, Cristina Pardo y Paola Meneses.

Comparte este contenido en tus redes sociales
  •  
  •  
  •  
  •