Andina Gestión

Aunque su trayectoria en el sector público ha sido corta, la concejal de Popayán, Argeny Gómez, ha dejado huella en la población por su lucha diaria en favor de los sectores más necesitados de la ciudad. Su permanente labor social como dirigente política y empresaria la ha complementado con el apoyo a iniciativas que le han significado progreso y equidad a la capital del departamento del Cauca.

Desde hace dos años y medio, Argeny Gómez asumió el reto de ayudar a transformar la ciudad desde el Concejo, convencida de que todo lo que se haga en beneficio de la región, por muy lejana que sea, siempre generará un impacto en el país. “A veces estamos en esa posición cómoda de criticar, de juzgar siempre al político, a la persona que está allá, pero nunca nos damos cuenta de verdad lo que en realidad hacen, no leemos una reforma, ni un proyecto, y las redes sociales se han prestado mucho para desprestigiar” la labor que se hace, asegura.

Por eso, su gran desafío es demostrar que, desde su condición de dirigente política, también es posible aportar a la construcción de una mejor sociedad trabajando con sentido social por un municipio que, en su caso, le ha permitido un crecimiento profesional y empresarial, que ha redundado en beneficio de la población.

La concejala Argeny, junto a su esposo Diego Perafán, lograron constituir su empresa familiar “Electrocréditos del Cauca”, hoy  generadora de  350 empleos directos, aportando así al desarrollo del suroccidente del país. “Mi labor social inició desde el sector privado y  fue desde ahí que empecé a trabajar por la niñez y la juventud de nuestra región”, afirma Gómez. Sin dudarlo, emprendió el proyecto Caminando con los niños y niñas del cauca”, que consistía en brindarles apoyo y oportunidades a los infantes en su etapa de escolaridad para que no desertaran de los colegios, sobre todo en el sector rural.  “Soy una convencida de que sin educación jamás vamos a poder cambiar la historia del país”, agrega. Después naceSúper campeones”, uno de sus proyectos bandera, que vincula a más de 3.500 niños de todo el departamento en un solo sueño ser campeones en las modalidades deportivas que se ajusten a sus habilidades y posibilidades.

 

 

Gómez aceptó el reto de aspirar al Concejo de Popayán, movida por un deseo de seguir aportando al desarrollo de la ciudad desde otro escenario, que además alimentaría su crecimiento personal, social y profesional. Fue así como decidió salir del sector privado para asumir el desafío de entrar al difícil proceso de elección popular, el cual fue posible gracias a la ayuda de Dios, la democracia y a un trabajo social que ya tenía adelantado. “Mi afinidad con el Partido Liberal, del cual era militante hace muchos años, me dio la posibilidad de contar con el aval para mi aspiración”, recuerda.

Hoy siente que su trabajo no ha sido inferior a la confianza que un día los payaneses pusieron en ella. “He vigilado y acompañado los proyectos de ciudad, siendo consecuente con mis posiciones, ya que no he apoyado proyectos que he considerado van en contravía de mi filosofía social y de los intereses de los más vulnerables”, enfatiza. Confiesa que lo que más ha llenado su corazón de satisfacción y ha sido un gran reto durante este tiempo, “es asumir la defensa de los derechos de los adultos mayores, con quienes he trabajado arduamente, y vamos avanzando por un muy buen camino”.

 

ARGENY GÓMEZ LÓPEZ.-

Es una mujer emprendedora. Ingeniera de sistemas, especialista en Mercadeo corporativo y Gerencia Social. Casada, madre de tres hijos, quienes son su razón de ser y su motor de lucha. Trabaja incansablemente por dejarles un país mejor, convencida de que todo lo que se haga con amor, entrega, perseverancia y buscando siempre el bien común será una excelente razón para levantarse cada día. “Mi compromiso con lo social empezó desde mi adolescencia. Después de perder a mi madre, asumí retos personales y compromisos familiares que me llevaron a despertar ese sentimiento de solidaridad y la lucha por la defensa de los derechos de todos los miembros de nuestra sociedad, sin distingo de religión, condición social ni raza. Este compromiso se ha fortalecido a través del tiempo, logrando ampliar nuestro trabajo en el suroccidente colombiano”, expresa la concejala.

Argeny Gómez reconoce que las mujeres han venido ganando espacio y reconocimiento en los sectores público, privado, así como en el ejercicio político, pero cree que sigue siendo difícil para su género acceder a cargos de decisión en Colombia; sin embargo, expresa su satisfacción porque “por primera vez en la historia de nuestro país, Colombia tendrá una mujer como vicepresidente de la nación”.  La enorgullece que gracias a su compromiso y desempeño haya logrado ganarse un espacio entre sus compañeros del Concejo, quienes respetan y apoyan sus proyectos y debates.  “Llegué a ser presidenta del Directorio Liberal del Cauca fruto de años de arduo trabajo y del apoyo de los dirigentes políticos de la región, quienes reconocen en mí a una mujer que representa el espíritu del partido”, afirma

Ahora el gran desafío para la concejala Argeny Gómez es el de confirmar con su labor diaria su compromiso con el que, desde su condición de mujer y de dirigente política, puede aportar a la construcción de una mejor sociedad, trabajando con sentido social por un municipio que le ha permitido crecer en el ámbito personal y ganarse a pulso el  reconocimiento profesional, político y empresarial en su región.

Comparte este contenido en tus redes sociales