El Brexit en su recta final


Theresa-May-Brexit
Actualidad Internacionales

Con la llegada del 12 de marzo, se da inicio a las últimas etapas en las votaciones sobre el Brexit en el parlamento inglés.

La Primer Ministra Theresa May, estará este martes frente al Parlamento para poner en conocimiento de los legisladores ingleses su última propuesta de acuerdo, a través de la cual busca que se permita al Reino Unido una salida beneficiosa de la Unión Europea (UE).

En caso de ser votada de manera favorable la nueva proposición de May, se definiría el futuro de Gran Bretaña y en consecuencia la salida del bloque europeo se daría el próximo 29 de marzo, logrando así un plazo de 21 meses para la transición. De ocurrir lo contrario, aún quedan algunas opciones antes de llegar a esa fecha y alcanzar un Brexit sin acuerdo.

Las alternativas que tiene Theresa May

En caso de ser negativa la votación el 12 de marzo, Theresa May debe presentar un día después una proposición para dejar la UE sin un acuerdo, salida que la gran mayoría quisiera evitar porque significaría una ruptura abrupta con Europa y obligaría al gobierno inglés a aplicar cambios abruptos en materia económica y política, lo cual debilitaría al Reino Unido en todos los aspectos.

Si la votación del 13 de marzo fracasara, 24 horas después se presentará una propuesta para extender el artículo 50 del Tratado de Lisboa, que dictamina cual es el periodo que permite la salida de la UE.

Eso le permitiría a May reunirse con los 27 representantes del bloque europeo el próximo 21 de marzo, y buscar una votación unánime en favor de la extensión del artículo, lo que permitiría una pequeña prorroga que sería determinada en su momento.

Sin embargo, en el caso de ser votada negativamente la solicitud del Reino Unido, podría volver a presentarse antes del 29 del mismo mes, lo cual le abriría la posibilidad a May de solicitar un plazo más extenso.

En el caso contrario, si el Parlamento se pronuncia contra la extensión del articulo 50, existe la remota opción de que haya una tercera votación. Sin embargo, desde la Comisión Europea, su presidente Jean-Claude Juncker, descartó que se presente una tercera oportunidad. Ese escenario obligaría a May a un Brexit sin acuerdo el 29 de marzo o a arriesgarse a proponer un nuevo referendo, poniendo en duda la seriedad del Reino Unido.

Comparte este contenido en tus redes sociales
  • 3
  •  
  •  
  •  
  •  
    3
    Shares